El Disfrute del Final – 2da parte

El Disfrute del Final – 2da parte
MI José Luis Vilela

Por MI José Luis Vilela

El gran maestro Zaitzev había llegado a la Habana precedido por la  aureola de ser uno de los entrenadores del Campeón Mundial Anatoly  Karpov.

De acuerdo a esto era lógico esperar que respondiera a mi  apertura de PD con la variante Tartakower del Gambito de Dama  Rehusado. Consciente de la solidez de este sistema, me tracé como meta obtener aunque fuera una mínima ventaja que me permitiera jugar una larga partida.

Afortunadamente logré mi objetivo, pero con el handicap de  contar con muy poco tiempo disponible en el reloj para las doce jugadas restantes hasta el control.

 No obstante, el carácter tranquilo y marcadamente estratégico de este final, permite orientarse sin necesidad de calcular grandes complejidades tácticas.

En la posición del diagrama las blancas tienen una pequeña ventaja.

 

 

 

 

 

Esta se basa esencialmente en el hecho de que todos los peones de las negras se encuentran en casillas del mismo color de su alfil, lo cual no sólo los hace vulnerables al ataque del alfil blanco, sino que crea una marcada debilidad en las casillas negras del flanco del rey, las cuales pueden ser utilizadas por el rey blanco para penetrar en la posición negra.

La posición data de 1983 y es después de la jugada 33 de las negras.

 

 

 

Esta se basa esencialmente en el hecho de que todos los peones de las negras se encuentran en casillas del mismo color de su alfil, lo cual no sólo los hace vulnerables al ataque del alfil blanco, sino que crea una marcada debilidad en las casillas negras del flanco del rey, las cuales pueden ser utilizadas por el rey blanco para penetrar en la posición negra.

La posición data de 1983 y es después de la jugada 33 de las negras.

34.Kh2 Be6 35.Rd2 Bb3 36.Kg3 Rb6 37.Kf4 Re6
[La defensa natural del peón e4 mediante  37…f5   38.Kg5 con fuerte presión de las piezas blancas.; En caso de 37…Rf6+ 38.Ke3 Kg7 (El intento de defender el peón de e4 ubicando el alfil en la  diagonal a8-d5 sería fallido: 38…Rf5 39.Bf1 Bd5 40.Bb5 Bb3 41.Bc6 Re5 42.Rd4 con doble amenaza a los peones de a4  y e4 (No se puede 42.Bxe4? por 42…f5) ) 39.Bf1 ahora se amenaza tomar el peón de e4 39…Re6 40.Kf4 persiste la superioridad posicional de las blancas que amenazan 41– Rd4]

38.Rd4 Bc2
Las negras tratan de defenderse sin asumir nuevos debilitamientos [Si 38…f5 39.Kg5 es muy desagradable para las negras; Era  interesante 38…Rc6 con la intención de penetrar por c2]

39.Rd2
Las blancas repiten jugadas con el objeto de llegar al control de  tiempo

39…Bb3 40.Rd4 Bc2

 

 

41.Ke3!
La jugada exacta fue secreta! Aquí se selló la partida. Ahora se amenaza Rc4. [Es mala 41.Rc4 por la inmediata respuesta 41…Bd3! 42.Bxd3 exd3 43.Rd4 (No 43.Rxa4? Rd6 seguido de la coronación del peón “d”) 43…Re2 y las negras no tienen  problemas]

41…Kf8
La pérdida del peón es inevitable. Otros intentos de defensa fallan, ej: [41…f5? 42.Bc4; 41…Rc6 42.Rc4! Rxc4 43.Bxc4 Kg7 44.Kd2 Bb1 45.Bb5 ganando fácilmente.

En referencia a esta variante, es instructivo hacer notar  que sin las torres en el tablero la ventaja blanca se acentúa pues su  rey gana en libertad de acción.]

42.Rc4 Bb3 43.Rxe4 Rc6
Las blancas han logrado un peón de ventaja, y por supuesto que la  posición es teóricamente ganadora. Pero alcanzar la victoria sin dar al adversario el menor chance, todavía requiere de un juego preciso y  paciente. Nótese que la mayoría de peones blancos en el flanco de dama no se puede hacer valer por el momento. Es necesario maniobrar mucho  todavía…

44.Bd3
Se amenazaba 44-…Rc2. La alternativa 44-Bb5 Rc1 (ó 44-…Rc2) no me  convencía.

44…Rc1 45.g3
Asegurando todos los peones antes de emprender acciones concretas.

45…f6 46.Kd2 Rd1+
La otra alternativa defensiva era mantener la torre en la columna “c”  con el objeto de impedirle al rey blanco avanzar via c3-b4. En ese caso las blancas maniobrarían con su torre Re4-e1–c1 para desalojar a la torre negra de la columna y a continuación Rc4 (o Rc6  eventualmente) seguido de Kc3.

47.Kc3 Rc1+ 48.Kb4 Rd1 49.Kc3
Siguiendo la recomendación de Capablanca de repetir posiciones, con lo cual se evita el apuro de tiempo además de poner a prueba los nervios y paciencia del adversario.

49…Rc1+
Las blancas prefieren en todo momento un juego  metódico y paciente en pos de una ventaja inequívocamente ganadora, a  una simplificación hacia un final que no esté suficientemente claro.

50.Kb4 Rd1 51.Bb5 Rd2 52.Re2No me convencía 52.Bxa4 Bxa4 53.Kxa4? Rxb2? (53…Rxf2? 54.b4 es ganador para las blancas

52…Rd4+ 53.Kc3 Rd5 54.Bd3 g5
La mejor forma de defender el peón de g6.  [Contra 54…Kf7 55.Bc4; de continuar 54…Kg7 55.Re7+; Si 54…f5 fijaría definitivamente los peones en casillas blancas]

55.Re4!
La torre blanca, que momentáneamente había asumido un rol defensivo,  vuelve a activarse. En e4, además de amenazar 56-Bc4 prepara la eventual maniobra Rb4-b5 y sobreprotege al peón blanco de h4.

55…Rc5+ 56.Kb4
Las blancas deciden no alterar la posición hasta llegar al nuevo selle, para buscar tranquilamente en casa el camino más seguro hacia la victoria.  [56.Bc4 no era tan claro en este momento por  56…Rc8! 57. Kd3 Rb8]

56…Rd5 57.Kc3
Esta jugada fue puesta bajo sobre.

57…Rc5+ 58.Kd2
El rey blanco se sitúa por algunas jugadas en posición defensiva, para  tras la activación de su torre, volver a avanzar con efecto decisivo.

58…Rd5 59.Rb4 Kg7 60.Rb7+
Juego metódico. Antes de iniciar cualquier otra acción, las blancas  confinan al rey negro a la primera horizontal.

60…Kf8 61.Rb5 Rd8 62.Rc5!
La jugada  realizada por las blancas no sólo evita la amenaza Bc4, sino que da  cobertura a la salida del rey hacia c3. La victoria ya se vislumbra  cercana. No se podía 62.hxg5? Bc4–+

62…gxh4 63.gxh4 Rd4
Más tenaz habría sido  63…Ke7 aunque tras 64.Kc3 (la misma jugada  habría seguido a 63-…, Bf7), el desenlace es sólo cuestión de tiempo.

64.Rxh5!+-
El punto final. Las blancas definen la partida con un sencillo chiste táctico.

64…Bc4 65.Kc3! 

 

 

He aquí el detalle, el doble ataque impide que se pierda una pieza.

65…Rxd3+ 66.Kxc4 Rf3
Si 66…Rd2 67.Rb5 Rxf2 68.Rb4 transpone a la partida; Mientras que  66…Rb3 falla simplemente por 67.Rb5

67.Rb5 Rxf2 68.Rb4
Ahora el peón de a4 cae inevitablemente, pues no hay defensa contra la amenaza de Kb5 y Ka4, ya que si la torre negra abandona la segunda  horizontal entonces simplemente 69-Ra4.

68…Ke7 69.Kb5 f5 70.Kxa4 Ke6 71.Rb6+ Ke5 72.b4 f4 73.Rb8 Rh2 74.Rh8 f3 75.Ka5 Rd2 76.b5 Rd5 77.Rc8!
Y finalmente Zaitsev decidió abandonar, ante el avance inevitable de  los peones blancos del flanco de dama. [Era malo 77.Ka6? por 77…f2 78.Rf8 Rd6+ 79.b6 Rf6–+]  1–0

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *